martes, 6 de abril de 2010

Los Castro se atrincheran



ESTOS SON LOS HIJOS DE PUTAS QUE MALGOBIERNAN MI PAIS Y PISOTEAN LOS DERECHOS HUMANOS!!!!!!!!!!!!!!!!!!















El régimen cubano carga contra medio mundo en respuesta a la presión internacional. Raúl acusa a EE UU y a la UE de fomentar una «descomunal campaña de descrédito» contra Cuba

Raúl Castro se sentía rejuvenecido, arropado por sus jóvenes cachorros comunistas que desde las gradas gritaban su nombre. Era el momento de mandar un mensaje al mundo para dejar claro que en Cuba ni soplan aires de cambio ni de libertad. En su discurso durante la clausura del IX Congreso de la Unión de Jóvenes Comunistas, Castro aseguró que Cuba no cederá «jamás al chantaje» de Estados Unidos y de la Unión Europea, a los que acusó de estar llevando a cabo una «descomunal campaña de descrédito» contra la isla a raíz de la muerte de Orlando Zapata y de la huelga de hambre iniciada por el periodista Guillermo Fariñas.

En su opinión, «se ha manipulado con cinismo y desfachatez» la muerte de Orlando Zapata, al que describió como «sancionado en 14 causas por delitos comunes», pero que se ha convertido «por la mentira repetida y el afán de recibir dinero desde el exterior en un disidente político».

Según el presidente cubano, la muerte de Zapata, tras 85 días de huelga de hambre «con demandas absurdas», se produjo «a pesar de los esfuerzos de nuestros médicos» y tuvo como «únicos beneficiarios a los mismos que hoy estimulan a otro individuo a continuar en actitud similar de chantaje inaceptable», en referencia a Fariñas. Por otra parte, en una clara advertencia a aquellos que piden reformas, el menor de los Castro llamó a evitar «la improvisación» frente a los que reclaman «avanzar más rápido».

El enrocamiento del régimen inspiró a los médicos que se negaron a ingresar al disidente Franklin Pelegrino pese a su debilitada salud después de 39 días en huelga de hambre y sed. Según la disidente Martha Beatriz Roque, un doctor despachó a Pelegrino con el pretexto de que si «quería morir que fuera a su casa y se tapara la cabeza con una sábana».

Mientras, decenas de miles de jóvenes cubanos ni estudian ni trabajan, desalentados por los bajos salarios, equivalentes a 20 dólares, y algunos prefieren dedicarse a actividades ilegales del mercado negro o a emigrar. El que no tiene que recurrir a estas «soluciones» es el «niño balsero» Elián González, que ahora tiene 16 años y que reapareció en el congreso una década después de la disputa que provocó su caso entre Cuba y EE UU.



ANÁLISIS
Un argumento más contra la distensión de Zapatero


- ¿Qué implicaciones tiene el enrocamiento del régimen cubano contra la disidencia?
–Las declaraciones de Raúl Castro no ayudan a que la Unión Europea venza sus reticencias a suavizar la política con respecto a Cuba. Aunque España pretendía propiciar un acercamiento durante la Presidencia europea de turno para eliminar la «posición común» de la UE, que rige desde 1996 las relaciones europeas con Cuba, Zapatero ha tenido que congelar sus planes tras la muerte del disidente Orlando Zapata.


- ¿Qué es la «posición común»?
–Supedita el diálogo político con el régimen castrista a los avances que se produzcan en materia de derechos humanos y democracia. A iniciativa del ex presidente Aznar, la UE estableció el principio de «presión sin acoso» con revisiones periódicas de los avances en materia de derechos humanos y libertades.


- ¿Qué posibilidades tiene Zapatero de sustituir este marco por un «acuerdo bilateral» que permita a la UE un acercamiento económico con la isla?
–Tras los últimos acontecimientos y después de la contundente respuesta de los Castro, parece misión imposible que el núcleo duro de la UE y los países centroeuropeos den su brazo a torcer. Zapatero nunca contó con demasiado apoyo en este asunto, una de las prioridades de la Presidencia española.
(La Razon)


No hay comentarios:

Publicar un comentario