domingo, 17 de abril de 2011

El 77% de los cubanos cree que Raúl Castro no podrá resolver los problemas económicos a corto plazo .

Madrid, REFORMAS ECONÓMICAS, (Agencias) - El 77 por ciento de los cubanos cree que el Gobierno de Raúl Castro no podrá resolver a corto plazo los problemas económicos, como los bajos salarios y los altos precios, a pesar de las inéditas reformas que se están poniendo en marcha para paliar los efectos de la crisis internacional, revela un sondeo realizado por el Instituto Republicano Internacional (IRI), con sede en Estados Unidos. El 33,3 por ciento de los cubanos opina que las cosas en la isla están "mal", el 12,1 por ciento que están "muy mal" y el 35 por ciento cree que "más o menos". Apenas el 2,2 por ciento de los entrevistados piensa que las cosas están "muy bien". La percepción sobre la realidad y el futuro de la isla podría explicarse por el deterioro de la economía doméstica de los ciudadanos. El 44 por ciento de los encuestados asegura que la situación financiera de su familia ha empeorado en los últimos dos años, mientras que el 52,7 por ciento afirma que se ha mantenido igual. A pesar del férreo control que ejerce el régimen castrista en asuntos como la política y la libertad de expresión, el 60,7 por ciento de los cubanos cree que "el mayor problema" en la isla son los bajos salarios y el alto coste de la vida. El 12,7 por ciento opina que es la escasez de alimentos. Además, el 44,8 por ciento dice que sus ingresos no son suficientes para cubrir sus necesidades "de manera satisfactoria". En cambio, la falta de libertades y el sistema político son considerados un problema sólo para el 1,3 por ciento, mientras que el 3,5 por ciento piensa que es el bloqueo impuesto por Estados Unidos desde hace medio siglo. Los efectos de la crisis económica internacional han obligado al Gobierno de Castro ha emprender una serie de reformas contenidas en el Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución que el Partido Comunista de Cuba (PCC) comenzará a debatir durante cuatro días a partir de este sábado. Las medidas incluyen una inédita apertura al sector privado con la entrega de permisos para que los cubanos puedan abrir pequeñas empresas y ejercer trabajos autónomos. El objetivo del Gobierno es que sea el sector "no estatal" el que absorba a unos 500.000 empleados públicos que comenzaron a ser despedidos en enero. PARTICIPACIÓN El Proyecto de Lineamientos suscitó un debate nacional sin precedentes que se celebró en toda la isla entre diciembre de 2010 y febrero de este año. Hasta el pasado 7 de febrero se habían efectuado 127.113 encuentros en los que participaron más de 7 millones de personas, según cifras oficiales. Sin embargo, no todos los cubanos se han sentido tomados en cuenta en este proceso. Según el sondeo del IRI, el 77,8 aseguró no haber participado en ninguno de los grupos de discusión, pregunta a la que sólo el 19 por ciento respondió de manera afirmativa. Pero además el 53,5 por ciento cree que su opinión no será tomada en cuenta en el Congreso del PCC, mientras que el 38,4 por ciento piensa que sí será considerada. CAMBIOS Ante la posibilidad de que se brindara la oportunidad a los cubanos de votar para cambiar el gobierno actual --a través de elecciones libres en la que participen varios partidos-- el 78,2 por ciento respondió que votaría a favor. Tan sólo el 9,3 por ciento se opondría a esos cambios políticos. Asimismo, el 90 por ciento también votaría a favor de cambiar el sistema económico vigente por un modelo de "libertades" que incluyan "oportunidades para los cubanos de tener propiedades y su propio negocio". Apenas el 4,1 por ciento está en contra. ACCESO A LA TECNOLOGÍA Tan sólo el 6,7 por ciento de los entrevistados afirmó que se conecta a Internet a diario, mientras que el 20,6 por ciento lo hace semanal o mensualmente. En cambio, el 72,6 por ciento respondió que no tiene acceso a Internet, un servicio que está restringido por el régimen, según han denunciado en reiteradas ocasiones organizaciones disidentes. Ante este panorama, el 72,6 por ciento no cuenta con la posibilidad de conectarse a Internet, mientras que el 22,5 por ciento tiene sólo una cuenta de correo. El 8,9 por ciento de los cubanos en la isla tiene acceso a la red, aunque el sondeo no precisa en qué circunstancias hacen uso de este servicio. En lo que se refiere a la telefonía móvil, el 74,7 por ciento afirma que no usa el móvil, mientras que apenas el 25,3 por ciento sí lo utiliza. LA ENCUESTA El sondeo fue realizado a 463 personas en 12 provincias de Cuba entre el 28 de enero y el 10 de febrero de este año. El 25 por ciento de los encuestados reside en Ciudad de la Habana. La muestra comprendió a mayores de 18 años y las preguntas fueron realizadas mediante entrevistas personales. El margen de error es de un cinco por ciento. El 27 por ciento de los encuestados son actualmente empleados estatales y, entre ellos, un 3,2 por ciento trabaja en posiciones de liderazgo gubernamental. Un 12 por ciento ha logrado un permiso para el trabajo por cuenta propia o son agricultores, mientras el 40 por ciento está en el paro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario