domingo, 4 de octubre de 2015

EL TRANSPORTE PUBLICO EN CUBA,DE MAL EN PEOR





Empeora transporte público 

Moisés Leonardo Rodríguez

LA HABANA, Cuba, mayo (www.cubanet.org) -

 Coinciden muchos usuarios del servicio público de transporte de pasajeros de la capital, en que el mismo presenta crecientes deficiencias respecto a meses atrás cuando fueron incorporados ómnibus chinos, como primer paso para solucionar al colapso que sufriera dicho servicio.
 



En las paradas y durante los viajes se escuchan de forma continua las críticas de los pasajeros. Las más reiteradas son sobre la disminución de la frecuencia de la mayoría de las rutas y la demora de hasta casi una hora entre un vehículos y fuera, fuera de los denominados horarios pico.
El público se queja de que circulen muchas veces dos y hasta tres ómnibus de la misma ruta, casi sin intervalo de tiempo, lo que provoca que un autobús vaya repleto, mientras que el otro viaja casi vacío.
En estos casos la competencia para adelantar uno a otro para obtener mayor recaudación por el pago de los pasajeros es frecuente, acción pone en riesgo la seguridad de los transportados y  la vía por donde circulan.
Son frecuentes las detenciones de los vehículos unos metros antes de las paradas oficiales, con propósito de permitir que los pasajeros bajen, y después seguir de largo sin repara en los que esperan en la parada.





El menudo para devolver luego que se paga el importe del viaje (40 centavos) es otro de los dolores de cabeza asociados a la transportación, debido a que no se consigue cambio a veces ni en los propios bancos. Los sitios que fueron inicialmente destinados a esta operación de cambio no funcionan.
Muchos pasajeros pagaban un peso al conductor, sin recibir cambio alguno. Esto constituyó un estímulo para el chofer, según algunos. La inspección estatal no puede hacer nada si el asunto del cambio no se resuelve. Todo esto ha incidido en el empeoramiento del servicio, de acuerdo a la opinión de transportados y transportistas.