lunes, 3 de marzo de 2014

¡LOS COLABORACIONISTAS EN ACCIÓN PARA SALVAR AL CRIMINAL MADURO¡.Por Ney Pèrez








¡LOS COLABORACIONISTAS EN ACCIÓN PARA SALVAR AL CRIMINAL MADURO¡.
Se advirtió que, con la prisión de López, el gobierno buscaba:
1) Descabezar la resistencia u oposición de calle, que apenas comienza a manifestarse.
2) Dar oportunidad a que los “colaboracionistas”, que son los dueños de la MUD, retomen el liderazgo perdido y reconduzcan al pueblo a la sumisión mientras espera una victoria electoral imposible por el ventajismo y el fraude. Por ello recomendé a la diputada María Corina Machado asumir de inmediato la jefatura de la resistencia supliendo al preso. Insisto en ello.
Para confirmar que estaba en lo cierto, la MUD está convocando a una marcha el sábado 22. La convocatoria contradice lo sostenido antes. La MUD se oponía a la “oposición de calle”, porque entorpece su cohabitación con la tiranía comunista. Ahora aparece promoviendo una manifestación, cuando se negaba a ello alegando el riesgo de muerte. ¿No existe el mismo riesgo en la manifestación de la MUD? Si la manifestación de la MUD no es repelida con fuego por los “paramilitares comunistas” y los “militares criminales”, como han sido las protestas de los estudiantes, confirmarían que es una componenda con la tiranía comunista, que no acepta otra oposición que no sea la complaciente y entreguista de la MUD. Si a la MUD se le permite la manifestación por las calles, lo que se le ha negado a los estudiantes, es porque le sirve al gobierno para que diga ante la comunidad internacional que respeta a la oposición pacífica pero no a la violenta y fascista, como llama a la “resistencia civil”.
La MUD vino a enterarse ahora que hay “colectivos armados”. Eso se sabía hace años. ¿Y qué propone? Su desarme. ¿A quién se lo propone? A quien los armó. ¿Qué le contestará la tiranía criminal? Vamos a dialogar. Nombren una comisión para conversar. Los invitará a Miraflores a cantar otra vez el himno con el difunto. Y después los muertos y heridos se olvidan. Tal vez el criminal Maduro para engañar a la comunidad internacional ocultará a sus malandros incorporándolos a la fuerzas paramilitares por excelencia: la Guardia del Pueblo y las milicias, como estaba en sus planes desde hace tiempo.
Sólo hay un modo de desarmar a los “paramilitares comunistas”, asesinos con licencia para matar, y no sólo desarmarlos, sino enjuiciarlos y meterlos en prisión hasta que se pudran. Y ese modo es cambiar de gobierno. El “paramilitarismo comunista” es de la esencia del régimen. Es su fuerza de choque, a la cual no puede renunciar. Es la hez o excrecencia de la sociedad, lo peor del lumpen sin el cual no se sostiene un gobierno de criminales. Disolver a los “paramilitares” sería, para la tiranía comunista, como pegarle a su familia. Y el que le pega a su familia se arruina.
¡TOUCHÉ!.